Celebrando el cinco de mayo con mole poblano de comercio justo

Traducido por Mercedes Paloma Lopez Mancillas, de la Oficina Regionál del Suroeste de CRS en San Antonio, Texas y por Scarlett de la Vega Ochoa, Oké Banana (Equal Exchange’s fairly traded bananas), West Bridgewater, Massachusetts.

(Read the English-language version here.)

 

Pollo en Mole Poblano es un platillo tradicional Mexicano con pollo cocido en una salsa oscura, picante, y con una base de chocolate. Esta primavera, los empleados de Equal Exchange y nuestros aliados de Catholic Relief Services, preparamos tres cazuelas de mole – cada una ligeramente distinta – con ingredientes orgánicos y  de comercio justo. El veredicto fue unánimo: ¡qué rico!

Amamos cocinar casi tanto como amamos compartir relatos. Debajo, lea más sobre nuestros distintos trayectos con el mole. Luego, ¡intente este auténtico platillo Mexicano en su propia cocina!

El Mole de Nuestro Libro de Cocina Favorito

Nos unimos, Sandy Davis, Kate Chess, y Peter Buck, trabajadores-propietarios de EE; para hacer mole en la cocina de la sede de Equal Exchange, en Massachusetts. Utilizamos Chocolate Amargo Extremo, Almentras Naturales, y Aceite de Olivo Palestino. Usamos como referencia el muy usado libro de Peter, The Complete Book of Mexican Cooking por Elisabeth Lambert Ortiz, y adaptamos generosamente la deliciosa receta de 50 años para que cumpliera con nuestras necesidades.

Trabajadores-propietarios de EE en la cocina.

Así es como hicimos nuestra versión:

Primero, cortar dos pollos grandes en porciones individuales. Cubrir con agua y llevar a ebullición. Hervir a fuego lento por una hora, luego drenar y secar. Guardar dos tazas del caldo de pollo. Calentar tres cucharadas de Aceite de Olivo Extra Virgen Orgánico en una sartén para freír. Dorar el pollo en el aceite y pasar las piezas a una cacerola grande u horno holandés.

Después, preparar y combinar los ingredientes para la salsa. Empezar con 14 chiles secos: (6 ancho, 4 pasilla, 4 mulato – o si no están disponibles, usar sólo ancho). Remover los tallos y semillas de los chiles, romper en piezas y transferir a un tazón grande. Hervir suficiente agua para cubrir los chiles. Echar el agua caliente sobre los chiles y remojar por una hora.

Mientras se remojan, picar dos cebollas medianas y cuatro dientes de ajo. Pelar, desgranar, y picar una libra (medio kilo) de jitomates. Blanquear y pelar una taza de Almendras Naturales Orgánicas. Combinar la cebolla, ajo, jitomate y almendras con media taza de Pasas Flame Orgánicas Equal Exchange (disponibles a granel en muchas tiendas de alimentos naturales), media cucharadita de clavo molido, canela molida, y semilla de cilantro molida; media cucharadita de anís, y dos cucharadas de ajonjolí. Agregar dos o tres ramas de cilantro fresco y tortilla de maíz en trozos. Utilizar una licuadora eléctrica para moler todos los ingredientes hasta que quede como un puré espeso.

Ahora, cocinar el puré. Recalentar el aceite en la sartén. Saltear el puré en el aceite caliente por cinco minutos, moviéndolo constantemente. Agregar las dos tazas de caldo de pollo que se reservaron al hervir el pollo, y una onza y media (14 gramos) de Chocolate Amargo Extremo Orgánico (88% cacao). Mezclar hasta que el chocolate se derrita. El puré debe estar más denso que la crema espesa.

Finalmente, vaciar la salsa sobre el pollo en el horno holandés y cocer cubierto, a fuego muy bajo, por 30 minutos. Espolvorear con dos cucharadas de ajonjolí y servir con tortillas, arroz, y frijoles.

¡Buen provecho!

¡Nos divertimos mucho haciendo este platillo y recomendamos como un ejercicio de vinculación, la colaboración en esta complicada receta y sus varios ingredientes! Pero, ¿qué tal quedó? Nuestra compañera de trabajo, Scarlett de la Vega Ochoa dijo, “¡Este mole está bueno – y eso que soy de Puebla!”

El Mole Millential Mexico-Americano

Sergio López es un Gerente de Relaciones con sede en San Diego, California, en la Oficina Regional del Oeste de CRS. Intentó una sabrosa receta de mole que encontró en Internet. Sergio utilizó Almendras Naturales Orgánicas de Equal Exchange y nuestro Cocoa Horneado Orgánico, versátil y de alta calidad.

Aquí está su historia:

Si bien mi esposa y yo crecimos en hogares mexicanos, no siempre nos enseñaron cómo cocinar la sorprendente comida reconfortante de nuestra infancia. Parte de nuestro camino como “adultos” ha sido reclamar las partes deliciosas de nuestro crecimiento para que algún día podamos pasárselas a nuestros hijos y nietos.

Con este espíritu, recientemente decidimos darle un toque de comercio justo a la receta tradicional del mole. Fue la primera vez que cualquiera de nosotros hizo la salsa de mole desde cero y me alegra decir que ¡no decepcionó! Una mitad de pollo cubierto con una salsa de seis tipos diferentes de chiles, verduras asadas, Almendras de Equal Exchange  y Cocoa Horneado de Equal Exchange servido con una cama de arroz hecha para un plato delicioso y ético que estaremos ansiosos por compartir con la familia y amigos en los próximos años.

 

A smiling man holds a bowl of mole prepared with fair trade ingredients.
¡La familia de Sergio prepara su primer mole!

Aquí está la receta que utilizó Sergio:

 El Mole Secreto de la Familia

Norma Valdez es Gerente de Relaciones en la Oficina Regional del Suroeste de CRS en San Antonio, Texas. Probó la receta secreta familiar de su tía abuela, una herencia de cinco generaciones. Al igual que Sergio, Norma también utilizo Cocoa Horneado Orgánico y Almendras Naturales Orgánicas de Equal Exchange –  gran diferencia de los cacahuetes (mani) que exige la receta. Norma tiene instrucciones estrictas de no compartir su receta. ¡Es un secreto!

Pero ella compartió la historia:

Mi Tía Bessie fue querida por todos, muy de familia y amaba cocinar; nunca podrías ir a su casa sin comer. Aprendió esta receta mientras vivía con su bisabuela en Puebla, México.

Tía preparaba este mole para todas las ocasiones especiales, como bodas, bautizos, quinceañeras, eventos relacionados con la iglesia, al igual que lo hizo su bisabuela. La cantidad más pequeña que haría serían seis pollos enteros. Más tarde, cuando ella y mi Tío se jubilaron, comenzaron a hacer su mole para otras personas, pero cobraban. Protegía celosamente su receta porque había otra señora en el vecindario que también preparaba mole para ocasiones especiales  y cobraba.

Ella no le enseñaba a cualquiera como prepararlo. De hecho, no conozco a ningún miembro de la familia a quien ella le haya enseñado excepto a mí. Pero cuando vio que realmente me encantaba cocinar, e incluso tomé clases y cociné para ella, realmente quería que aprendiera a cocinar su mole.

Ella me dijo que cuando ella aprendio, era un evento de todo un día, porque tenían que preparar a las gallinas, es decir, matarlas y limpiarlas. A ella nunca le gustó esa parte, pero vivieron en una granja y en aquel entonces no había carnicerias como los que tenemos hoy.

Nunca antes había utilizado almendras- la receta de Tía exige cacahuetes (maní) – pero salió bien. No tan bueno como el de mi Tía Bessie, pero estuvo bien, incluso mi sobrino y mi sobrina que solo comen el mole de Tía Bessie estuvieron de acuerdo. El cacao también fue favorable en la receta. Utilice menos, porque era una buena calidad de cacao.

 

Norma y su madre están listas para comer.

¿Tienes una receta de mole favorita? ¿Alguna vez has intentado cocinar un plato especial con ingredientes de origen ético? ¡Cuéntanos en los comentarios!

About The Author

Equal Exchange

1 COMMENT

  1. Mercedes Lopez | 4th May 18

    ¡Órale, No antojen! Creo que es la comida perfecta para este fin de semana, celebrando el 5 de mayo en familia y en un país el cual ya es ¡muy nuestro!
    Gracias por permitirme ser de la familia de Equal Exchange. Hace unos meses prepare un mole vegetariano con yaca fresca y los mini chocolates oscuros de Equal Exchange, quedo espectacular, pero creo que intentare con estos productos del blog y les cuento los resultados.

Leave A Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *